METODOS DE COSTO DE DAÑO EVITADO, COSTO DE RESTAURACIÓN Y COSTO DE SUSTITUCION

Estimación del valor económico basado en el costo resultado de daños evitados de la pérdida de servicios del ecosistemas, costos de reemplazo de los servicios del ecosistema, o costos de proveer servicios sustitutos.

 

Estos métodos no proveen medidas estrictas de valores económicos, que están basados en la intención de las personas en pagar por un producto o servicio. Por el contrario, asumen que los costos del daño evitado o reemplazo de los ecosistemas o sus servicios, provee estimados útiles del valor de esos ecosistemas o servicios. Se basan en asumir que si la gente incurre en ese tipo de gastos, el costo de los servicios deben costar al menos lo que la gente paga por reemplazarlos.

 

Algunos ejemplos:

 

SITUACION HIPOTETICA

Una agencia está considerando restaurar unos humedales degradados a manera de probar su habilidad para proteger las áreas vecinas de inundaciones. La agencia desea valorar los beneficios de la protección de inundaciones implantada

 

Se selecciona este método porque la agencia solamente está interesada en valorar los servicios de protección de los humedales contra inundaciones y no posee un gran presupuesto para estudios de valoración.  El método basado en el costo puede ser el más sencillo y barato de aplicar en este caso.

 

Paso 1.  Conducir un avalúo ecológico de los servicios de protección contra inundaciones que provee el humedal.  Este avalúo determinará el nivel actual de protección del humedal a inundación y cuando esté totalmente recuperado.

 

Paso 2.  Dependiendo del método escogido.  El de costo evitado puede aplicar dos diferentes aproximaciones.  Una consiste en usar la información de protección de inundaciones obtenida en el paso anterior para estimar los daños potenciales a la propiedad si las inundaciones ocurrieran.  En este caso el investigador estimará en dólares los daños probables a la propiedad si el humedal no está restaurado. Una segunda aproximación sería determinar si los vecinos han invertido para proteger sus propiedades de la posibilidad de inundaciones, por ejemplo reforzando sus estructuras. Estas inversiones se sumarán para obtener un estimado de los beneficios del aumento en la protección.  Ambas aproximaciones no darán el mismo resultado, ya que se esperaría que si los costos de prevención son menores que los posibles daños, la gente pagaría para evitarlos.

 

El método del costo de reponer se aplica estimando el costo de reposición de  los servicios de los ecosistemas afectados. En este caso, los servicios de protección a inundaciones no pueden ser directamente reemplazados de manera que el método no es útil. El método del costo de sustitución se aplica estimando el costo de proveer un sustituto para los servicios afectados.  Por ejemplo, en este caso un muro de retención puede ser construido para proteger las propiedades. El investigador determinará entonces el costo de construcción y mantenimiento del muro.  También determinará si la gente acepta el muro en vez del humedal reemplazado.

 

La valoración de los daños a la propiedad o de proveer un servicio de protección sustituto provee una estimación de los beneficios de restaurar los humedales y sirve para determinar si es mejor restaurarlos.

 

Estudio de Caso

Erosión del suelo en Corea.  [SITUACION] Una región agrícola relativamente plana se está perdiendo debido al desarrollo urbano e industrial, provocando que los granjeros se muevan hacia las áreas de colinas.  Fuerte erosión del suelo ha ocurrido en estas regiones altas debido a las técnicas inadecuadas de manejo del suelo y errores en la distribución del suelo y construcción.

 

[RETO] Los administradores de recursos necesitan evaluar los beneficios de la propuesta de nuevas técnicas de manejo del suelo.  Estos beneficios incluyen la retención del suelo y los nutrientes de las áreas altas y los beneficios de proteger las áreas de pendiente del daño del suelo erosionado.

 

[ANALISIS] Se utilizó el método del costo de restauración evaluando el costo de restauración física y reemplazo del suelo perdido y del agua tomada como una medida de los beneficios mínimos de prevenir la erosión y las pérdidas resultantes de suelo, nutrientes y agua.  Los investigadores midieron el costo del reemplazo del suelo, nutrientes y agua de las áreas altas y el costo de compensación de las pérdidas por deslaves.

 

Primero calcularon la pérdida anual de suelo y nutrientes perdidos y deslaves de agua por hectárea.  Segundo, calcularon las pérdidas esperadas en términos de costo de restauración si las nuevas prácticas de manejo no fueran implantadas.  El costo de recubrir y reemplazar el suelo erosionado se estimó el 80 mil won por hectárea por año; el costo de fertilizar se estimó en 31,200 W por hectárea por año; el costo del mantenimiento anual y reparación fue de 35 mil W y el costo por el daño a las tierras bajas por pérdida en la producción (valor de precios de mercado) se estimó en 30 mil W; el costo de irrigación se calculó en 92 mil.  Entonces el costo total de la erosión del suelo bajo el manejo existente es 268,200 W por hectárea por año.  El valor presente neto anual del reemplazo del suelo y nutrientes con las prácticas existentes usando 15 años de horizonte de calculó en W 2,039,662.

 

Luego, los investigadores calcularon el costo con las nuevas técnicas de manejo, incluyendo los pagos por compensación, reemplazo del suelo, de nutrientes y estiércol.  Este costo a valor neto presente se estimó en W 1,076,742

 

[RESULTADOS] Los investigadores encontraron que el costo de las nuevas técnicas de manejo es alrededor de la mitad del costo de restauración.  Se implementaron las etapas preventivas propuestas.